cat_tnap081207032517

Por: Isaac Castillero Wilson

El choque del campeón de la Liga Nacional y de la Liga Americana de Football, después de sobrevivir una aguerrida fase de playoffs, un excelente show de artistas, luces y los mejores comerciales del año hicieron que este evento fuera visto e incluso disfrutado por millones de espectadores y televidentes que incluso no son fanáticos.

Los Green Bay Packers, guiados por su quarterback Aaron Rodgers quien jugaba su primer Super Bowl con una línea ofensiva que le daba la protección necesaria para hacer el trabajo y con el apoyo de una defensa oportuna con Clay Mathews como hombre clave, se hicieron sentir en el Dallas Cowboys Stadium venciendo  31 a 25  a los Pittsburgh Steelers en el SuperBowl XLV recientemente disputado,  con todos los pronósticos en contra y dejando claro que el juego se ganan en la cancha, no fuera de ella”.

No importaron los dos anillos del “Big Ben”; ni las dos batallas épicas jugadas esta temporada contra los Baltimore Ravens  donde los Steelers salieron victoriosos; ni lo que reflejaban estadísticas: Green Bay hizo lo necesario para coronarse como el vencedor y nuevo campeón de la NFL.

Green Bay no ganaba desde 1997, cuando fueron liderados por uno de uno de los grandes jugadores,  Brett Favre.

Pero, más allá de lo ocurrido en terreno de juego, en la edición XLV del Super Bowl estuvo en juego uno de los espectáculos deportivos con más seguidores, cuyo impacto económico, social y mediático se calcula que superó los mil millones de dólares.

“EL EVENTO”

1: La empresa Nielsen Co. (Líder en servicios de información e investigación de mercados), calculó que aproximadamente 111 millones de personas en los Estados Unidos vieron el partido. Superando a los 106.5 millones que observaron la final del 2010 entre los New Orleans Saints e Indianapolis Colts.

2: Se ha estimado que el tiempo invertido en apuestas, conversaciones informales y compra de televisores online para la final del campeonato de fútbol americano estadounidense, conocido como Super Bowl, cuesta a los empleadores de ese país unos US$800 millones cada año.

3: Con cobertura televisiva para más de 200 países, más de 90 millones de espectadores en Estados Unidos y una audiencia aproximada, de 120 millones en todo el mundo, siendo la actividad que más audiencia reúne cada año, tras la final de la Liga de Campeones.

4: El capítulo final de la serie “M-A-S-H” había mantenido el título como el programa más visto en los Estados Unidos por 27 años. Ahora está tercero. Los cinco eventos televisivos más vistos en la historia de éste país son ahora, “M-A-S-H” (visto por casi 106 millones de personas el 28 de febrero de 1983) y los cuatro Super Bowls pasados.

5: Los ratings televisivos para la NFL en la temporada culminada tuvieron un aumento del 13 por ciento respecto al año pasado. Partidos en CBSFoxNBC promediaron 20 millones de televidentes, más del doble de lo que reciben las cadenas en su programación de horario estelar. “El número de personas mirando partidos de NFL esta campaña nunca ha sido mayor, con 24 por ciento más viendo el juego promedio de la NFL más que hace cinco años”, declaró Pat McDonough, vicepresidente de Nielsen Co.

Sabías que…

v  Este evento, que dura cerca de 4 horas, tiene un gasto eléctrico (15.000 MW), similar al abastecimiento de 15.000 hogares durante un año entero. Por ello, la NFL ha llegado a un acuerdo con la empresa de energías renovables ‘Just Energy’, con quien ha pactado que con lo pagado se invertirá en una granja de energía eólica ubicada en Texas a 228 millas del estadio de la final.

Curiosidad

Fue la primera vez en de la historia del Superbowl en la que no hubo ‘cheerleaders’. Los Pittsburgh Steelers y los Green Bay Packers son dos de los seis equipos de la NFL que no tienen animadoras.

Para saber…

Ø  El costo de las entradas promedia 3 mil seiscientos dólares, aunque en la reventa los aficionados ya pagan más de 10 mil dólares en  la final.

Ø  El trofeo tiene un peso 3.175 kg, y tiene un valor de 25 mil dólares.

Ø  Un comercial de 30 segundos en esta actividad deportiva tiene un costo entre los 2.8 y 3 millones de dólares.

Ø  Si en 2010 la facturación de la cadena FOX alcanzó los 213 millones, para esta edición las previsiones supone que estuvieron cerca de los 300 millones.

Ø  El 6% de los empleados norteamericanos asegura sentirse enfermo al día siguiente de la actividad deportiva, y esto lleva a que la venta de antiácidos se incremente en un 20%.

Para no olvidar:

Después  de varios meses de negociaciones la Asociación de Jugadores y los propietarios de equipos  no han podido llegar a un acuerdo en un nuevo convenio laboral, donde Ambas partes mantienen sus posturas acerca del reparto de ganancias y el aumento de partidos de temporada regular, lo cual puede terminar en una huelga.

Dato: La NFL manifestó que a los aficionados a los que no se les dio asiento teniendo su reserva en el superbowl, serán compensados de dos formas. Recibiendo un boleto al Super Bowl del año próximo y un pago en efectivo de 2.400 dólares, tres veces el valor nominal del boleto o un boleto para cualquier Super Bowl en el futuro, junto con el pasaje aéreo y el hotel.