sh_ap10082008348

Qué tal amigos? Una vez más con ustedes, en esta ocasión para conocer las pequeñas ligas en Panamá.

Iniciaremos por destacar el Programa de Williamsport el cual inició de manera organizada, los torneos Nacionales en estas categorías.  Plinio Castillo un hombre clave en esta materia, nos comentó que Panamá fue el primer país latinoamericano en afiliarse a este programa con sede en Williamsport, Pensilvania, USA.  La antigua Zona del Canal, estaba afiliada y no se hacía fuera de esa área, con el tiempo esa afiliación se perdió y el profesor Colón Guardia afilió al corregimiento de Bethania.

El Club de Leones quería retomar el Béisbol en la ciudad capital pues anteriormente hacían torneos sólo en Santa Rita y sectores aledaños.  No estaban afiliados a las pequeñas ligas, no tenían una franquicia, pero estaban realmente interesados en seguir haciendo béisbol como lo hizo el león de oro, Don Felipe Motta.  Miraron de cerca lo que hacía Colón Guardia en Bethania y observaron otros programas en Estados Unidos.  Finalmente se decidieron por Williamsport y llamaron a Colón Guardia para pedirle que hiciera en otros corregimientos lo que venía haciendo en Bethania.

Este es el verdadero arranque de las pequeñas ligas en nuestro país.

1977: Se logra hacer el primer campeonato nacional y lo gana la provincia de Los Santos

1978: Entra en escena uno de nuestros mejores dirigentes,  Plinio Castillo.  Un muchacho graduado en el Instituto Nacional cuyo deporte era el fútbol, pero por cosas de la vida, le toca trabajar como guardia de seguridad del Instituto de Deportes y lo asignaron al Estadio Juan Demóstenes Arosemena en los Juegos Centroamericanos y del Caribe del 70, allí inició todo para él.  Fue ganando experiencia, viendo cómo se hacía el béisbol y se forma la primera junta directiva de la Liga de Curundú, que luego se convirtió en la potencia más grande del béisbol pequeño.   Junto a Plinio estaba: Guillermo Becker, José Cueto, y Kenny Brown que era casi un niño.

1984: Panamá gana su primer torneo latinoamericano, Don Fernando “Mamabila” Osorio era el entrenador. Nuestro país fue por primera vez, a lo que Plinio denomina el “Disneyworld del Béisbol”, la Serie Mundial Infantil en Williamsport.  Ganamos dos juegos, tuvimos una derrota ante Taiwan que venía de ganar 15 Campeonatos seguidos.  En ese país no había un control de la sectorización que es  la base de este programa, ellos asistían con selecciones nacionales y como saben, este torneo es de equipos campeones.  Curundú fue el equipo que representó a Latinoamérica, llegó allá siendo primero campeón en Metro, luego campeón nacional, representó a Panamá, y fue campeón latinoamericano.  Ese mismo equipo representó a Latinoamérica.  Esa es la esencia de este programa, no hay selecciones nacionales.  La diferencia con COPABE, es que aquí sí es por selecciones.

Grandes peloteros fueron miembros de ese gran equipo del ´84, Ricardo Medina, Abdiel Cumberbarch, y Alan Navarro.  Pero Plinio nos habló específicamente de quien él considera el más grande jugador de esta categoría en Panamá, JOSÉ MURILLO TERCERO.

Murillo logró lo que no se ha podido igualar, ese año lanzó un No Hit No Run en Curundú, otro en la Liga metropolitana, otro en la Nacional, otro en el Latinoamericano y otro en el Mundial de Williamsport.

Fueron cinco en un solo año, según Plinio, el día en que se haga el salón de la fama en Panamá, ese logro tiene que ser plasmado.

1988: Ganamos otro latinoamericano con Metro nuevamente y fuimos por segunda vez a Williamsport.  Ese me tocó transmitirlo para Panamá en compañía de Don Iván Molino Mola (qepd), en ese equipo estuvieron: Rafael Medina, Roy Padilla, Kevin Cárcamo, y Julio Rangel entre otros.

1993: Regresamos y obtuvimos el triunfo en otro Latinoamericano, con el equipo de Doleguita, Chiriquí.  Y en esa oportunidad, disputamos el Mundial ante el Oeste de Estados Unidos.  Perdimos en un dramático partido, sin embargo, fue la mejor actuación de nuestro país en Williamsport, donde destacaron peloteros como: Abel Navarro, Alex Beitía, e Iván Atencio entre otros.  Y en durante este mundial, otro panameño lanzó un No Hit No Run, Carlos Araúz.

2001: Panamá gana otro latinoamericano y vuelve a Williamsport con el equipo de Veraguas con: Otto Castillo,  Rubén Tejada, y Adolfo Reina. No pudimos avanzar a semi- finales, pero ganamos un triunfo significativo sobre Japón.

2004: al ganar nuevamente el latinoamericano, fuimos al mundial en Williamsport, donde ganamos tres partidos y otro panameño lanza un no hit no run, Francisco Chiari.  Con esto logramos tres No Hit No Run en series mundiales de pequeñas ligas.   En esta oportunidad, disputamos la final con México, pero fuimos derrotados.   Otra situación interesante es que José Murillo IV estaba en el equipo, convirtiéndose en otra generación Murillo en un mundial de pequeñas ligas.

2010: La más reciente participación panameña con el equipo de Herrera, que tantas satisfacciones nos ha brindado con jugadores como Javier García e Irving Indúnez. Gracias muchachos por esa gran actuación.

En el programa de pequeñas ligas, existen otras categorías donde hemos ganado campeonatos mundiales como: Categoría Intermedia 2002, en Kissimmee, Fla., dirigido por Martín Crespo.   Y en 2005, también en la Categoría Pre-intermedia en Taylor, Mi. con José Murillo III como director.

Hoy día, en Panamá se juegan campeonatos nacionales de selecciones en todas las categorías, bajo los llamados torneos COPABE.  Existen además otros programas privados como el de Pony Béisbol, aunque tiene un reto pues aún sus dirigentes no han logrado una verdadera estructura que les permita poder avanzar y hacer sus propios campeonatos nacionales.

Igualmente los criollitos, otro programa que tiene años en Panamá.

Tenemos potencial, hay interés, competimos a nivel internacional y nuestros muchachos tienen calidad, pero tenemos que mejorar a nivel de dirigencia, actuando con visión seguida de la acción.  Estoy seguro que los resultados serán impresionantes.

ESA BOLA VA TOMAND ALTURA SEÑORES…….