Poderío sobre ruedas 

Por: Isaac Castillero Wilson   

Fotos: cortesía Club 4×4 La Chorrera Off Road

Entre competencias y donaciones todo terreno, el Club 4×4 La Chorrera Off Road se mantiene activo como fundación sin fines de lucro, que utiliza el deporte para contribuir con los más necesitados.

Esta organización debidamente constituida es integrada por más de treinta miembros, con el fin de ayudar a personas, y comunidades de difícil acceso en territorio nacional.

El 12 de septiembre de 2010, surgió el club por un grupo de entusiastas apasionados por el offroad 4×4 y con ganas de marcar la diferencia.

“Las competencias se dieron con el objetivo de recaudar fondos para cumplir con las obras sociales que son la principal razón de los grupos, y cada año está cogiendo más auge”, explicó el presidente Tayron Ruiz Hall.

Deportivamente

Los campeonatos nacionales se desarrollan con la participación de seis clubes: La Chorrera Offroad, Club 4×4 Herrera, Club 4×4 Azuero, Monster 4×4 Panamá, 4Low Veraguas y 4Low Chiriquí.

Cuentan con un calendario de diez válidas (entre enero y diciembre), que se realizan en las pistas de Ocú, Guararé, Santiago, David, Chepo y La Chorrera. Con jornadas que van de las 10:00 a.m. hasta las 6:00 p.m. en un ambiente familiar, competitivo y con los debidos medios de seguridad requeridos.

El reciente 3 de diciembre se corrió la última carrera del año en la pista de La Cantera de La Chorrera, y en la que vieron acción las categorías 4, 6 y 8 cilindros.

Al cierre de esta edición los pilotos, Erick Beitia en su auto Caravan (4 cilindros), Jorge Gutiérrez en su Land Cruiser (6 cilindros) y Jhonatan Beitia en su Jeep C18 (8 cilindros) se mantenía como líderes de sus respectivas categorías.

El evento repartió más de $3 mil en premios con un costo de entrada de $6.00 (Estacionamientos VIP en $20) y los fondos recaudados serán utilizados para obras sociales.

Los valores de estos autos van desde B/10 mil hasta más de B/60 mil dólares, con motores de alto desempeño, llantas de tracción, diferenciales reforzados, y suspensión y dirección debidamente ajustadas para este tipo de terrenos.

Más allá del talento y experiencia que puedan demostrar los conductores para lograr el mejor tiempo (en dos hits) y salir airoso, es vital contar con un auto equipado, con una suspensión adecuada para atenerse al maltrato.

Travesías a toda máquina

La mayoría de sus obras sociales son en comunidades de difícil acceso (tres hermanas, Ollas arribas, Capira, Coclesito, Coclé, Las Lajitas y La Chorrera) en el que a través de estos carros son capaces de adentrarse en lo más denso de la naturaleza, transportando productos o a personas que vayan a atender alguna situación

Sus aportes son diversos, útiles escolares, alimentos secos, ropa, giras médicas y donaciones especiales. Colaboran además con estamentos de seguridad en caso de desastres naturales (inundaciones, deslizamientos y más).

La más reciente actividad fue la del pasado 11 de julio cuando la fundación hizo importante apoyo a Estefany Barrios, Fabian medo, José “El Ñao” Madrid de 4 mil dólares a cada uno, para respectivas atenciones y operaciones al sufrir problemas de salud.

La organización seguirá en la promoción del deporte 4×4, con miras a seguir ganando adeptos, mejorando las pistas y autos que permitan un mayor nivel competitivo y equitativo entre los participantes. En un futuro espera que sus eventos sean televisados y sean mayor difundidos por los medios, ya que esta es la principal entrada para poder lograr los objetivos sociales.